RSS

Fin de la alianza entre Recep Tayyip Erdogan y « el imán de Pensilvania »

19 Jan

Combate fratricida en Turquía

Fin de la alianza entre Recep Tayyip Erdogan y « el imán de Pensilvania »

Samim Akgönül

Viento Sur

siteon0

François Hollande, que realizará una visita de estado a Turquía a partir del 27 de enero, se arriesga a encontrar en Ankara una atmósfera tensa, cargada, que se viene degradando día a día tras las manifestaciones de junio de 2013 en el parque Gezi. La coalición que vinculaba al gobierno y al movimiento Gülen está a punto de desintegrarse, poniendo en peligro al primer ministro Recep Tayyip Erdogan.

¿Pero de qué coalición se trataba? Se trataba de una coalición singular, bastante desigual. Por una parte, el Partido por la Justicia y el Desarrollo (Adalet ve Kalmma Partisi, AKP) es un partido político fuerte, nacido del movimiento ideológico del islam político, en el poder desde 2002, que ha ganado tres elecciones sucesivas. El « movimiento Hizmet » (Servicio), como se llaman los gülenistas, es una red informal y muy influyente creada alrededor de la personalidad de Fethullah Gülen. Este antiguo imán del Estado turco ha desarrollado un pensamiento moralista que se pretende moderno, fundado bajo la idea de la síntesis turco-islámica en moda desde los años 1980. El esqueleto y la fuente de reclutamiento de este movimiento se basa en la red de escuelas Deshane –escuelas privadas de apoyo al estudio– en Turquía. Se trata de un sistema educativo paralelo que prepara a los estudiantes para varias pruebas, especialmente para las de acceso a la Universidad.

Esta coalición atípica se oponía al sistema de mano de hierro neokemalista dirigido por el ejército y la alta burocracia tras sucesivos golpes de Estado. Así, el movimiento Gülen apoyó al AKP en las elecciones a través de sus principales órganos de prensa, y el AKP en el poder favoreció a los simpatizantes del Hizmet a la hora de nombrar funcionarios, ofreciéndoles además posiciones claves en funciones subordinadas. Pero como dice un proverbio turco, « muerta la vaca, no hay necesidad de seguir juntos ». En efecto, desde el momento en que desaparece el enemigo común, la alianza se rompe. Recep Tayyip Erdogan no soporta otra autoridad que la suya en el Estado y, a partir de ahí, « el imán de Pensilvania »/1 se convierte en el enemigo a batir. Para el primer ministro turco, toda tentativa de limitar su poder forma parte de una conspiración ecuménica de la que Gülen forma parte.

Desentierran el hacha de guerra

Esta situación concuerda con el análisis de Serge Moscovici en Psychologie des minorités actives/2. Dos grupos que se sienten oprimidos colaboran hasta que uno de ellos obtiene legitimidad. Cuando los dos grupos se libran de la opresión, uno se vuelve violentamente contra el antiguo aliado, que amenaza su posición. Los signos de un cambio de tendencias aparecieron el 7 de febrero de 2012 cuando el Fiscal, próximo a los gülenistas, pidió la destitución del secretario general de los servicios secretos, muy próximo al primer ministro, en el marco del proceso Koma Civakên Kurdistan (KCK), brazo político del Partido de los Trabajadores del Kurdistán (Partiya Karkerên Kurdistan, PKK). El primer ministro lo percibió como una maniobra de alta traición en el proceso de paz con los kurdos que atentaba contra su figura/3.

Después de esto, los puentes de la negociación fueron cayendo uno tras otro. Algunos responsables del AKP incluso acusaron al movimiento Gülen de ser el instigador de las manifestaciones de Gezi, mientras que los simpatizantes del AKP acusaban a los policías, según ellos infiltrados por los gülenistas, de haber empleado la fuerza de forma desproporcionada contra los manifestantes con el fin de desacreditar al poder. Acusaciones que provocaron una fuerte respuesta de la Fundación de periodistas y escritores, la única estructura oficial claramente gülenista.

El hacha de guerra fue desenterrada tras una exclusiva del periódico Taraf, el 28 de noviembre de 2013. Según este periódico iconoclasta, en 2004 – dos años después de la llegada al poder del AKP– el Consejo de seguridad del Estado, compuesto por militares y miembros del gobierno, había diseñado un plan de acción contra el movimiento Gülen. Los burócratas, funcionarios y militares supuestamente cercanos a Gülen fueron el blanco de un seguimiento sistemático, con el fin de excluirlos de las posiciones claves. Siguiendo esta línea dura, Erdogan, fiel a su reputación, prefirió el ataque a la defensa, lanzando un polémico cierre definitivo de las Deshane, el vivero gülenista, y provocando la ira de Fethullah.

La quiebra de la separación de poderes

Después de este episodio, los fiscales próximos a Gülen sacaron a la luz una vasta red de corrupción, nacional e internacional, donde están implicados miembros del gobierno y gente cercana a ellos, incluso sus hijos. La respuesta del poder ha consistido, aunque bastante tarde, en una remodelación del gobierno a la medida de la acusación (cambió a diez ministros), junto a lo que se puede considerar una purga digna del macarthismo, sin precedentes, en la policía y la justicia.

De esta pelea de gallos salen dos conclusiones claras. La primera, que el principio de separación de poderes entre el ejecutivo, el legislativo y el judicial es un camelo en Turquía. El poder ejecutivo, en la persona de Recep Tayyip Erdogan, tiende a controlarlo todo. La segunda conclusión, la justicia y la policía parecen estar gobernadas por una red informal que obedece más a las motivaciones del poder que a principios profesionales, creando así un Estado dentro del Estado. De este modo, todos los grandes procesos de estos últimos años, principalmente contra el aparato militar (Ergenekon, Balyoz) /4 y contra el KCK están bajo sospecha, y ahora es innegable que una parte de los condenados o de los detenidos ha sido víctima de la violación de sus derechos fundamentales.

Turquía entra en un período electoral de dos años durante los cuales se sucederán las elecciones municipales y locales (marzo de 2014), presidenciales (probablemente en agosto de 2014) y legislativas. Según los últimos rumores, éstas últimas, previstas para junio de 2015, podrían ser adelantadas a 2014. Es muy probable que el actual primer ministro sea candidato a la presidencia, sin que el AKP haya sido capaz de establecer una nueva Constitución que transformaría el régimen en un sistema semipresidencial.

¿Cuál será el peso del movimiento de Gülen en las encuesta? Esta es una cuestión importante. Según las estimaciones, el movimiento tiene un apoyo de entre el 4 y el 7% de los electores. Su actitud tendrá una importancia capital en las elecciones presidenciales de agosto de 2014, donde el presidente será elegido por primera vez por sufragio universal.

Este largo período de campaña electoral es propicio a nuevas revelaciones sobre la corrupción endémica en el sistema del AKP, de un lado; y, por otro, pueden favorecer el retorno de la política, en su sentido más noble, en beneficio de la resolución de los problemas sistémicos del país. De lo contrario, las víctimas de este combate serán las mismas de siempre: los kurdos, los alauitas, las minorías, las mujeres, las lesbianas y gays, bisexuales y transgénero (LGTB). Es decir, los grupos oprimidos desde el nacimiento de la República.

8/01/2014

Samim Akgönül

http://orientxxi.info/magazine/combat-fratricide-en-turquie,0476

Notas

1 / Fetullah Gülen se mudó a los EEUU por razones médicas en 1999. Durante su ausencia, se inició una investigación judicial en su contra, por las presiones de los militares. Así, decidió no regresar e instalarse en una granja en Pensilvania, donde permanece desde entonces.

2 / PUF, 1979.

3 / Los servicios secretos turcos están en medio de una negociación con el jefe encarcelado de los rebeldes kurdos del PKK, Abdullah Öcalan, para el desarme de la organización. Los kemalistas y los güelenistas tienen una posición política antikurda.

4 / Los “procesos Ergenekon” son una unión de seis procesos monstruosos, iniciados en 2008 contra una red compuesta por militares y civiles acusados de formar parte de un Estado paralelo. El proceso Balyoz, en 2010, afecta a militares acusados de promover un golpe de Estado contra el gobierno del AKP. Los procesos KCK se realizan contra periodistas, avocados y cargos políticos electos acusados de formar parte del aparato civil del PKK.

 
Poster un commentaire

Publié par le janvier 19, 2014 dans Media

 

Étiquettes : , , , , , ,

Laisser un commentaire

Entrez vos coordonnées ci-dessous ou cliquez sur une icône pour vous connecter:

Logo WordPress.com

Vous commentez à l'aide de votre compte WordPress.com. Déconnexion / Changer )

Image Twitter

Vous commentez à l'aide de votre compte Twitter. Déconnexion / Changer )

Photo Facebook

Vous commentez à l'aide de votre compte Facebook. Déconnexion / Changer )

Photo Google+

Vous commentez à l'aide de votre compte Google+. Déconnexion / Changer )

Connexion à %s

 
%d blogueurs aiment cette page :